Grupo Rivas

8 hábitos para acabar con la hinchazón abdominal para siempre

Domperidona-estomago

post-image1. Come despacio

Entendemos que el ritmo de vida actual es super acelerado, pero procura darte tu tiempo para comer a conciencia. Esto evitará que tragues aire que a su vez produce gas y derive en hinchazón. La nutricionista Stephanie Middleberg explica que “cuando comes apresuradamente, no masticas bien y eso lleva a piezas de comida más grandes que terminarán en tu interior esperando a ser digeridas por completo”. Por si fuera poco, recuerda que entre más rápido comes, pierdes la cuenta de cuánto estas consumiendo, lo recomendable es que le dediques al menos 20 minutos a tu comida.

2. Aguas con el consumo de kale

Este vegetal se convirtió en la estrella de las ensaladas gracias a su compuesto repleto de vitaminas; sin embargo, el kale contiene tanta fibra que es difícil de descomponer además de cierto azúcar no digerible llamado rafinosa. Cuando la consumes cruda, ya sea en licuados o ensaladas, esto provoca gases e hinchazón abdominal. Algunos “primos” de este vegetal tienen el mismo efecto, como las coles de bruselas y el brócoli, opta por disminuir el consumo de estos vegetales o comerlos preferentemente asados o al vapor porque esto ayuda a suavizar la fibra.

3. No bebas con popote

Muchas de las bebidas que consumimos a diario están diseñadas para ser tomadas con ayuda de un popote. Estos artefactos te obligan a respirar mucho aire extra por lo que te inflaman de inmediato y te hacen sentir como una pelotita. Sin importar la velocidad con la que bebas de los popotes, al final estás tomando el aire que está atrapado desde la parte de arriba del mismo. Así que piensa en las tortugas y la hinchazón abdominal, y evita consumir bebidas con popote.

4. Bájale a los alimentos procesados

Uno de los culpables de esta hinchazón es el sodio, mismo que es la estrella de los alimentos procesados porque ayuda a su conservación. Incluso los alimentos que parecieran “saludables”, como aderezos light, cereales altos en fibra, sopas o salsa de tomate, contienen cantidades exageradas de sodio que derivarán en una hinchazón tremenda de tu abdomen. Lee las etiquetas y fíjate en que estos productos no contengan más de 500 mg de sodio por porción. Y claro, regula el consumo de estos productos y mejor sustitúyelos por frutas frescas, granos o vegetales.

5. No abuses del consumo de productos bajos en calorías

Ese slogan de “bajo en calorías” tiene un costo detrás, resulta que el aspartamo y la sucralosa son sustitutos de azúcar que se le agregan a estos productos; y el inconveniente es que son inductores de hinchazón graves. Claramente, estos edulcorantes artificiales se quedan por mucho tiempo en tu estómago, porque tu sistema no los reconoce como alimento real y su digestión es tardada o nula. Mejor elimínalos de tu dieta y verás cómo de inmediato sientes ese alivio de librarte de cualquier hinchazón abdominal.

6. Dile adiós a los refrescos

Esas burbujitas del refresco que a simple vista parecieran inofensivas, también hacen que tu estómago se hinche porque todo ese gas termina en tu abdomen. Además, el efecto del refresco de dieta es aún peor porque los edulcorantes artificiales no son digeridos por tu sistema. Lo que puedes hacer es dejar abierta tu soda por unas horas antes de beberla o verterla en un vaso con mucho hielo para que este se disuelva y la cantidad de gas disminuya.

7. No más chicles

Aunque no lo creas, mascar chicle o chupar caramelos duros hacen que mantengas tu boca ocupada y a la vez tragues inmediatamente mucho aire. Esto en exceso te causará una hinchazón en el abdomen, eructos y sensación de balón en el estómago. Si tienes ansiedad puedes sustituir el chicle por sorbos de agua y así tu boca permanecerá ocupada, pero además tu tracto intestinal se mantendrá en movimiento y esto eliminará el exceso de aire y agua que fluye en tu sistema.

8. Procura cenar temprano

Cuando cenas muy poco tiempo antes de irte a dormir, perjudicas tu digestión. Estar acostado con comida en el estómago sólo entorpecerá la digestión y la comida no se descompondrá tan rápido o eficientemente, el resultado será una hinchazón de abdomen a la mañana siguiente.

Like this Article? Share it!

Comments are closed.