Grupo Rivas

Señales que indican que la persona que amas tiene otra relación

mi-pareja-me-engana-techo-high

mi pareja me engana 1El contacto físico desaparece

No sólo el plano sexual baja de intensidad y los encuentros son más lejanos que antes, también existe un grado de frialdad en los saludos que antes eran efusivos, las despedidas que se alargaban por horas o las muestras espontáneas de cariño. Sus manos no te sujetan con la misma seguridad y el contacto visual se torna esquivo, igual que la postura del cuerpo, que luce forzada frente a un beso, abrazo o algún acercamiento inesperado de tu parte.

Falta de complicidad

Una señal que cuesta interpretar porque puede confundirse con un sinfín de situaciones, pero es un claro indicativo de que algo no anda bien. Cuando los planes juntos, las risas entre ambos, la sensación de «estar conectados» y compartir secretos, charlas serias, alegrías o tristezas desaparece, entonces la complicidad está deteriorada y es momento de hablar. Se caracteriza por la típica incertidumbre de intuir que algo está mal sin saber exactamente qué.

La privacidad es exagerada

Por más honesta que sea una relación de pareja, respetar la privacidad y el espacio personal es fundamental para mantener un vínculo sano; sin embargo, un cambio súbito en el comportamiento de la persona que amas con respecto a las actividades que realiza de forma autónoma (desde platicar sobre lo que hizo el día anterior, mirar su teléfono celular con discreción o evitar mencionar cosas que antes solía) puede indicar que existe otra relación de por medio.

Las historias no son coherentes

Si conoces a tu pareja lo suficiente, sabrás que su comportamiento está guiado por ciertos patrones de conducta que tienden a repetirse. Conoces cuáles son las actividades que realiza con sus amigos, familia y demás situaciones cuando no están juntos. Si en alguna charla descubres un contrasentido, una indiscreción de sus conocidos o algún elemento en sus versiones que te causen extrañeza y no encuentras demasiada lógica en sus palabras, tal vez se trate de una mentira.

Existe un distanciamiento

El tiempo que comparten juntos experimenta una caída drástica sin ninguna razón aparente. Si tu pareja argumenta cansancio, obligaciones laborales u otros compromisos, tu primera reacción debe ir en el mismo sentido como un voto de confianza, pero es tu obligación buscar respuestas de su parte si crees que existe alguna otra razón oculta. Comúnmente la clave está en la calidad del tiempo: si se redujeron las salidas pero mantienen la misma intensidad y química, no tienes de qué preocuparte.

Cambia de hábitos sorpresivamente

Siempre es deseable que ambas partes en una relación se esfuercen por superar sus límites, explorar horizontes desconocidos y encontrar nuevas pasiones, pasatiempos y actividades. Si ya conoces a tu pareja lo suficiente, sabes cuáles son sus mayores intereses y cómo los materializa, pero sí de repente descubres un gusto completamente distinto que raya en la idolatría sin ninguna influencia de por medio, puede que se trate de un reflejo de otra relación.

Evade las charlas más serias

Hablar sobre el futuro, las decisiones importantes y los malos momentos deben afrontarse para mantener una relación plena y en forma. Si esa persona especial aparece apática, desinteresada o sin la intención de resolver cuestiones trascendentales juntos, puede que esté tratando de enviar un sutil, pero firme, mensaje de incertidumbre que debes atender cuanto antes hablando con sinceridad.

Like this Article? Share it!

Comments are closed.